Antes de comenzar a enumerar los consejos, hay que señalar que las sugerencias que se brindarán son de carácter general y que no hay que olvidar que cada rubro, cada profesión y cada sector se comporta de forma diferente y tiene sus propias particularidades.


El currículum suele ser la herramienta principal a la hora de buscar un trabajo, sin embargo, no todos coinciden en que sea lo más importante. Uno de ellos es Federico Muttoni, director de Advice en Uruguay y Paraguay dijo a El País que la gente asume que su currículum representa el 90% del proceso de búsqueda de empleo, pero en realidad solo es un 10%.

Sin embargo, Manuel Alonso, consultor senior de Adecco Uruguay dijo a El País que si bien lo más importante es una buena entrevista personal, si el currículum no es lo suficientemente atractivo para el cargo al cual la persona se postula, se corre el riesgo de ni siquiera llegar a la instancia de entrevista.

Para Geraldine Delfino, senior manager del área de selección de personal de PwC, es clave que quienes estén buscando trabajo sean inteligentes a la hora de adaptar el currículum según la empresa y el cargo al que se estén postulando. "Hay que leer detalladamente lo que la empresa solicita, no solo el nombre del cargo sino cada uno de los requisitos y las tareas", indicó Delfino.

De esta forma, la persona podrá evaluar a conciencia si realmente está preparada para postularse y evitar una frustración en caso de no ser llamada. "Hay que preparar el currículum como un traje a medida", explicó la profesional.

Sobre este punto estuvo también de acuerdo Viviana Martínez, coordinadora del portal de Uruguay XXI, Smart Talent. "Hay que focalizarse en lo que pide el llamado, entender de qué trata el puesto, conocer qué hace la empresa. No alcanza con dar click y mandar el currículum", señaló.

Para el profesional de Adecco, algunos consejos a la hora de armar el currículum tienen que ver con el buen manejo de la información, comenzar con un resumen que describa el tipo de profesional que es la persona, la foto ya no es tan importante como antes, usar colores no es recomendado —dependiendo del tipo de compañía y el cargo al que se esté postulando, no es lo mismo un administrador de empresas que un diseñador gráfico—, las referencias personales no aportan demasiado y las referencias laborales pueden evitarse.

"Es válido señalar en el currículum que en caso de querer referencias la soliciten. Sin embargo, si se decide explicitarlas deben ser en lo posible jefes directos, y deben estar al tanto de que los pueden llamar", aconsejó Alonso.

Según el coordinador de la Sociedad Uruguaya de Gestión de Personas (SUGP), Leonardo Pérez, es imprescindible que el postulante conozca sus potencialidades como también sus limitaciones. "Eso evitará esfuerzos y frustraciones innecesarias, hay que tener muy claro para qué tipo de trabajos está capacitado", señaló.

Resiliencia y actitud fuertemente proactiva son las dos habilidades blandas que resultan vitales a la hora de buscar un empleo.

Para Neker de la Llana, socio de Organizaciones + Humanas, es fundamental tener una atención distribuida y constante para no perder de vista las oportunidades laborales.

El director de Advice cree que el secreto reside en la proactividad, en tener abiertos muchos canales al mismo tiempo y buscar oportunidades más allá de las que están visibles.

El coordinador de la SUGP consideró además que es necesario ser proactivo también con los contactos y avisar a antiguos jefes, compañeros o responsables de recursos humanos que se está buscando.

Para la profesional de PwC, hay dos formas de buscar oportunidades laborales, la tradicional que consiste en tener una actitud pasiva y esperar a que aparezca la oportunidad ideal, y la menos tradicional que implica la proactividad. "Esta requiere de un trabajo mayor que implica asumirse como marca personal que hay que introducir en el mercado", aconsejó.

La coordinadora de Smart Talent advirtió que la reconversión laboral es un punto importante en estos días y que es astuto aprovechar el tiempo en que se está desempleado para formarse en áreas —como la tecnológica— que hoy son más demandadas en el mercado.

"Además, estar sin empleo puede ser una buena oportunidad para emprender y transformar un momento crítico en una oportunidad", concluyó.

Por último, los profesionales de recursos humanos insisten en que debe prestarse atención a la información compartida en las redes sociales y que, una herramienta efectiva es armar un perfil profesional en LinkedIn.

Adaptabilidad al cambio, resiliencia, proactividad, formación constante y actitud positiva son las habilidades más valoradas por las empresas. En tiempos en los que parece inminente la robotización y automatización, la reconversión y el valor agregado es decisivo.

Para el profesional de ManpowerGroup, buscar trabajo es al mismo tiempo "saber venderse", por lo que armar un discurso conciso, adaptable y creíble resulta esencial.